El chip programable bio que puede ser utilizado para abrir puertas, encender el carro e iniciar sesión en el equipo ya es una realidad en los países de todo el mundo . El norteamericano Amal Graafstra, que afirma ser su inventor estará en Brasil para ofrecer el implante de chip a los interesados.

 

Graafstra es conocido como uno de los primeros biohackers del mundo. Tiene dos microchips que utilizan tecnología RFID implantados en las manos. A partir del próximo sábado, 11 de Noviembre 2017, durante el Roadsec, un festival de cultura hacker, los chips estarán disponibles por 150 dólares. La aplicación podrá ser hecha a la hora del evento.

Cada chip, del tamaño de un grano de arroz, queda en la mano de la persona y puede ser programado con diversas funciones a través del smartphone. Es capaz de “sustituir las tarjetas de proximidad, desbloquear los teléfonos compatibles con la tecnología NFC y almacenar información personal, como una ficha médica o contraseñas de una cartera de bitcoin”, afirma un portavoz de Roadsec.

1 / 16

Please reload

Motorola es la empresa que produce el microchip para la MONDEX SMARTCARD.

 

Más de 250 empresas y 20 países participan en la distribución de MONDEX al mundo y muchas naciones son “privilegiadas” en utilizar este sistema, tales como: Gran Bretaña, Canadá, EE.UU., Australia, Nueva Zelanda, Israel, Hong Kong, China , Indonesia, Macao, Malasia, Filipinas, Singapur, Tailandia, India, Taiwán, Sri Lanka, Costa Rica, Guatemala, Nicaragua, Panamá, Honduras, El Salvador y Brasil. 

Temas Relacionados:

El Chip y la humanidad

1 / 4

Please reload

El Anticristo tendrá tal influencia sobre la humanidad que las leyes del Mundo, serán como él desee. 

 

Daniel 7:25 Y hablará palabras contra el Altísimo, y a los santos del Altísimo quebrantará, y pensará en cambiar los tiempos y la ley; y serán entregados en su mano hasta tiempo, y tiempos, y medio tiempo.

 

El anticristo tratara tratará de ganar el control económico total del mundo.  Todos deben adorarlo y recibir una marca en la mano o en la frente para comprar o vender, que identifica a los seguidores de la religión mundial promovida por el anticristo.  Los que se nieguen a marcarse serán perseguidos a fin de ser asesinados.  

 

Aunque el anticristo se le llama "la bestia" en Apocalipsis, su número es seiscientos sesenta y seis.  Muchos comentaristas creen que el seis es el número de la humanidad en las Escrituras y que el tres es el número de Dios.  Por lo tanto, los tres seis pueden muy bien referirse a un hombre que se endiosa.  Como los emperadores romanos y muchos otros antes y después de ellos, él cree que es un dios. 

 

Apocalipsis 13:8;16-18 Y la adoraron todos los moradores de la tierra cuyos nombres no estaban escritos en el libro de la vida del Cordero que fue inmolado desde el principio del mundo.  Y hacía que a todos, pequeños y grandes, ricos y pobres, libres y esclavos, se les pusiese una marca en la mano derecha, o en la frente; y que ninguno pudiese comprar ni vender, sino el que tuviese la marca o el nombre de la bestia, o el número de su nombre. Aquí hay sabiduría. El que tiene entendimiento, cuente el número de la bestia, pues es número de hombre. Y su número es seiscientos sesenta y seis.

 

2 Tesalonicenses 2:4 el cual se opone y se levanta contra todo lo que se llama Dios o es objeto de culto; tanto que se sienta en el templo de Dios como Dios, haciéndose pasar por Dios.

 

En el período de la Gran Tribulación, la cual será después que la iglesia sea arrebatada por el Señor Jesucristo, el Anticristo hará que todos, de manera obligatoria, tengan una marca, ya sea en la frente o en la mano derecha.

 

Existe la posibilidad de que esa marca tenga que ver con un chip debajo de la piel. Acuérdense que las personas que tengan la marca, serán completamente monitoreados por el anticristo. Pero tampoco olviden que para comprar o vender tienes que tener la marca, eso quiere decir que la marca será un implante tecnológico, no una marca normal (tatuaje). Con lo avanzada que esta la tecnología, el dinero puede desaparecer fácilmente dándole paso a todos los pagos y transacciones de manera electrónica. 

 

la marca o el número de la bestia será un sistema de identificación financiera que el Anticristo (Bestia) establecerá durante la tribulación. Por ejemplo un chip puede recoger y recopilar toda la información de la persona que se implante el chip, vinculándola con los registros personales de todo tipo. Hoy se ve que la información ya está siendo recopilada cuando usted utiliza su tarjeta de débito, la tarjeta del supermercado, su coche tiene chips de computadora que le permiten funcionar, todo es controlado por un chip que alimenta la información de diversas bases de datos en todo el mundo. Incluso la propia Internet es parte de este sistema.  

 

La sociedad esta siendo monitoreada, pero llegará el día, en que ademas de ser un carro, un animal o una tarjeta de débito rastreada, será también la persona. Por ahora, todo es voluntario, pero en el mañana (Gran Tribulación) será obligatorio. Si aceptas ese chip significará que estarás del lado del anticristo, y en contra de Dios. Aceptando el chip condenarás tu alma a el infierno por siempre. Nunca te dejes poner un chip en el interior de tu cuerpo. Será mejor estar del lado de Dios y morir a manos del anticristo que aceptar el chip y pasar la eternidad en el infierno.

 

Detalles de como esta todo preparandose para El Nuevo Orden Mundial y el Anticristo como lider mundial.

”Un chip es un circuito integrado que puede ser utilizado en el tejido subcutáneo con diversos fines que van, desde el control policial o sanitario, hasta el ajuste de terapias para determinados pacientes. La tecnología se va abriendo camino en el campo de la biointegración tecnológica de elementos extraños, electrónicos u ópticos, que guardan u ofrecen información sobre nosotros. Pero, ¿dónde están las barreras legales o éticas? Los microchips son aproximadamente del tamaño de un grano de arroz y se basan en una tecnología pasiva, NWO, una gran revolución tecnológica que podrá suponer también muchos adelantos en el campo de la medicina, en el desarrollo del consumo pero sobre todo un control sobre los ciudadanos".

¿Le gustaría tener un microchip RFID implantado debajo de la piel?Si usted es como yo, nunca permitiría algo así. Pero muchos otros, especialmente entre las generaciones más jóvenes, ven las cosas de manera muy diferente. Los implantes de microchips RFID y otras formas de "tecnología portátil" son considerados como algo "cool", "trendy" y "de vanguardia" por jóvenes que desean "mejorarse" a sí mismos.  Y por supuesto, los medios de comunicación se muestran totalmente a favor de estos "avances tecnológicos".

Por ejemplo, la BBC acaba de publicar un artículo titulado "¿Por qué deseo que me implanten un Microchip? - Why I Want A Microchip Implant" en el que se nos dice que estos implantes podrían resolver toda una serie de problemas sociales.  El robo de identidad y fraude con tarjetas de crédito estarían casi eliminados, muchas otras formas de delincuencia se reducirían significativamente, los niños nunca desaparecerían y no tendríamos que recordar una tan amplia gama de contraseñas y números PIN como hacemos ahora.  Nos dicen que si adoptamos este tipo de tecnología nuestra vida será mucho mejor.

Pero, ¿realmente es así?  A medida que nuestra sociedad se vuelve cada día más "digitalmente integrada", los técnicos nos dicen que es "inevitable" que la tecnología portátil se convierta en algo tan común como lo son los smartphones actualmente.  "En última instancia, los microchips implantados ofrecen una manera de conseguir que nuestro cuerpo físico sea "legible" por las máquinas.  En la actualidad, no existe un único estándar de comunicación con las máquinas, sino una infinita diversidad de sistemas de identificación: bandas magnéticas, contraseñas, números PIN y todo tipo de dispositivos de seguridad. Todos ellos representan intentos de reducir la brecha entre nuestra identidad física y nuestra identidad digital y si los olvidamos o los perdemos, de repente se corta nuestro acceso a la cuenta bancaria,nuestra prueba de identificación y mucho más.

Un chip implantado, por el contrario, podría actuar como nuestro testigo de identidad universal para navegar por este mundo regulado por las máquinas".  Y para algunas personas, ese día ya ha llegado.  De hecho, en algunas conferencias de tecnología la gente realmente hace cola para que les implanten un microchip…

Además, los científicos han desarrollado baterías recargables por el cuerpo humano que podrían ser utilizadas para proporcionar una fuente de alimentación permanente para la tecnología implantable.

 

El siguiente es un breve extracto de un artículo reciente de Kristan Harris titulado "Científicos desarrollan pilas recargadas por humanos para los implantes de chips RFID - Scientists Develop Human-Powered Battery For RFID Implantable Chips"…

"Un grupo de investigadores de Estados Unidos y China han colaborado para crear una diminuta batería implantable que se alimenta de la energía humana.

Estos cosechadores de energía mecánica, delgados y flexibles, ya se han probado con éxito en vacas.  
El proceso utiliza lo que se conoce como recolección y almacenaje de energía piezoeléctrica procedente de los movimientos del corazón, los pulmones y el diafragma.  En el futuro, afirman, podría ser utilizada para alimentar una amplia gama de aparatos. ¿Cuánto tardaremos en poder recargar el i-Phone conectándolo a nuestro propio cuerpo?"

Por supuesto, los microchips RFID, en realidad no tienen que ser necesariamente implantados para resultar útiles. De hecho, ya están siendo utilizados para rastrear a los escolares en los Estados Unidos

 

"Al llegar por la mañana, de acuerdo con Associated Press, cada estudiante del centro de educación preescolar CCC-George Miller vestirá una camiseta con un cosido que incluya un chip RFID.  Los sensores de la escuela registrarán sus movimientos, recogiendo la asistencia a las clases y las comidas.  Los funcionarios de la escuela han declarado que sólo registran la información que están obligados a proporcionar al recibir fondos federales para su programa Headstart"  Y otra vez en el Reino Unido, los microchips RFID se utilizan para realizar el rastreo de los niños a donde quiera que vayan a lo largo de todo el día…

 

"Para aquellos que piensan que la NSA es el peor invasor de la privacidad, les invito a compartir una tarde con Aiden y Foster, dos muchachos de 11 años de edad.  Aiden invita a su amigo a su casa para pasar el rato y ambos lo notifican a sus padres, que están de acuerdo con el plan.  Nada más subir al autobús, el teléfono de Foster y un sensor en su pulsera alertan a la escuela y a sus padres de una desviación de su ruta normal. La escuela ha sido informada de que Foster se dirige a casa de Aiden, por lo que no llaman a la policía.  Al entrar en casa, la red doméstica integrada reconoce a Aiden y envía un aviso a sus padres, ambos en sus respectivos puestos de trabajo, que reciben los mensajes en móviles y tablets"  Estamos entrando rápidamente en un futuro distópico en el que va a ser "normal" que la tecnología vigile nuestros movimientos las 24 horas del día.  La mayoría de la gente probablemente darán la bienvenida a este cambio, pero también abre la puerta a que algún día, un gobierno opresivo abuse de ello.


Lo que veremos en el futuro probablemente irá mucho más allá de lo que cualquiera de nosotros pueda imaginar en este momento. Lo siguiente es de un artículo reciente en Computer World

"Pero imagine un futuro en el que cualquier cosa que quiera saber, simplemente aparezca ante usted sin ninguna acción o esfuerzo por su parte.  Usted podría estar comiendo en un restaurante, y Google Glass podría, por ejemplo, decirle que ese es el lugar preciso donde su padre propuso matrimonio a su madre. O que su amigo va a llegar tarde debido al tráfico, el salmón obtuvo malas críticas en la red, su parquímetro expirará en 20 minutos, o que el cuarto de baño está detrás de la barra subiendo las escaleras a la derecha.  Imagine que esos conocimientos, simplemente, aparezcan en su campo de visión en el momento exacto y cuando usted lo necesite"  Hacia ahí es a donde nos dirige la computación portátil.
 
Todo esto puede sonarle muy "cool" a un montón de gente.  Pero, 

  • ¿Qué sucederá si todos estamos obligados algún día a llevar "tatuajes de identificación electrónica"?
     

  • ¿Qué sucederá si un gobierno opresor utiliza esta tecnología para observar, seguir, monitorear y controlarnos a todos nosotros las 24 horas del día a través de esta tecnología?
     

  • ¿Qué sucederá si usted no es capaz de conseguir un trabajo, tener una cuenta bancaria o comprar cualquier cosa sin "la identificación adecuada"?

  • La tecnología es una espada de doble filo.  Puede ser utilizada puede hacer un gran bien, pero también puede ser utilizada para hacer un gran mal.


Disfruta tus Últimos Días de Libertad...Pronto Llevarás un Microchip

Apocalipsis 13:16-18 "Y hacía que a todos, pequeños y grandes, ricos y pobres, libres y esclavos, se les pusiese una marca en la mano derecha, o en la frente; y que ninguno pudiese comprar ni vender, sino el que tuviese la marca o el nombre de la bestia, o el número de su nombre. Aquí hay sabiduría. El que tiene entendimiento, cuente el número de la bestia, pues es número de hombre. Y su número es seiscientos sesenta y seis."

Ahora para los que hemos aceptado a Jesús como nuestro unico y exclusivo Salvador, y creemos en el Arrebatamiento de la iglesia sabemos que nuestra esperanza es que Dios nos va a rebatar de esta tierra antes de que el sistema del Anticristo sea establecido obligatoriamente y mundialmente.

2 Pedro 3:9 El Señor no se tarda en cumplir Su promesa, según algunos entienden la tardanza, sino que es paciente para con ustedes, no queriendo que nadie perezca, sino que todos vengan al arrepentimiento. 

1 Tesalonicenses 4:15-18 Por lo cual os decimos esto en palabra del Señor: que nosotros que vivimos, que habremos quedado hasta la venida del Señor, no precederemos a los que durmieron.  Porque el Señor mismo con voz de mando, con voz de arcángel, y con trompeta de Dios, descenderá del cielo; y los muertos en Cristo resucitarán primero. Luego nosotros los que vivimos, los que hayamos quedado, seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el Señor.  Por tanto, alentaos los unos a los otros con estas palabras.

Miles de entusiastas de la tecnología utilizan una fantástica aplicación, que les permite bloquear y desbloquear sus casas, coches , ordenadores y teléfonos móviles con un simple movimiento de la mano.  Solo hay un problema: deben llevar un microchip insertado en su cuerpo. La idea puede parecer extraña y dolorosa, pero la implantación de microchips en el cuerpo no solo atrae a estos entusiastas, que se autodenominan biohackers, sino que también resulta de gran interés para gobiernos, fuerzas policiales, autoridades médicas y empresas de seguridad.

 

Se trata de utilizar una aguja hipodérmica para inyectar un chip RFID (de identificación por radio frecuencia), del tamaño de un grano de arroz, por lo general en la mano o en la muñeca de la persona.  El mismo tipo de chip que se implanta en muchas mascotas.  Los implantes envian un número de identificación único que se puede utilizar para activar dispositivos como teléfonos y cerraduras y pueden conectarse a bases de datos que contengan información ilimitada, incluyendo detalles personales como nombres, direcciones y expedientes sanitarios.

Pero en realidad, los chips RFID ya están en todas partes. Básicamente, si usted tiene que pasar una tarjeta, su identificación está codificada en la banda magnética. Incluso las últimas tarjetas de crédito ya tienen tanto una banda magnética como un chip RFID.

REINO UNIDO

El Dr. Mark Gasson, experto en cibernética de la Universidad de Reading, en el Reino Unido, se convirtió en el primer ser humano en ser infectado por un virus informático, después de que en 2009 se implantara a sí mismo un microchip para controlar los dispositivos electrónicos en su oficina.  El virus se replicó en las tarjetas identificativas del personal con acceso a su edificio e infectó la base de datos de la universidad. No obstante, Gasson y otros científicos dicen que un nuevo mundo con la poblacion masivamente computarizada es inminente e inevitable.

“Tiene el potencial de cambiar la esencia misma de lo que es el ser humano”, afirma Gasson.  “No es posible interactuar en la sociedad actual de manera significativa sin tener un teléfono móvil. Creo que los implantes de chips en humanos recorrerán un camino similar. Será tal la desventaja de no llevar el implante que esencialmente no será algo opcional”.

El año pasado, la línea entre el hombre y la máquina se hizo aún más borrosa, cuando la Universidad de Stanford anunció que sus científicos habían creado el primer transistor puramente biológico creado completamente a partir de material genético.  El Dr. Drew Endy, profesor de bioingeniería de Stanford, describió el descubrimiento como el componente final necesario para que una computadora biológica pueda operar dentro de las células vivas y reprograme los sistemas vivos.

 

Los microchips médicos implantados probablemente seran algo común en 2017 y serán capaces de inyectar medicamentos, incluyendo anticonceptivos rutinarios, todo ello a través de comunciación inalámbrica. Pero no seran controlados por el usuario, sino controlados remotamente “por profesionales de la medicina”, que sabran exactamente qué medicamentos ha tomado y cuando, sin lugar a ningun tipo de privacidad.  Además, la progestina y el estrógeno pueden ser liberados en el cuerpo de una mujer para que actúe como un método de control de natalidad.

Según el CEO de la compañía microCHIPS, desarrolladora de esta tecnología, Bradley Paddock:  “El dispositivo implantable microCHIPS de suministro de fármacos es el mayor avance en el campo del suministro de medicinas desde que se inventó la primera píldora de tableta en 1876”.  La idea de los implantes electrónicos generalizados en los seres humanos, preocupa a la Dra. Katina Michael, profesora asociada en la Universidad de Wollongong, que se especializa en las implicaciones socio- éticas de las tecnologías emergentes.

“Los microchips RFID son esencialmente un identificador único incrustado en tu cuerpo, y como sabemos, los números pueden ser robados y los datos pueden ser hackeados. Incorporar un problema informático externo en el cuerpo humano está lleno de peligros”  “Además, los gobiernos o las grandes corporaciones podrían hacer un seguimiento de todas las acciones y movimientos de las personas, clasificarlos en diferentes grupos socio-económicos, políticos, raciales, religiosos o de consumo y en última instancia incluso controlarlos”.

AFRICA
Testigo del control biométrico: “Algunas de las soluciones biométricas están ayudando a resolver problemas de suministro de vacunas en África. Hoy en día, un registro de vacunación biométrica ayuda a garantizar que millones de niños de corta edad reciban la vacuna que necesitan para salvar sus vidas. Y al saber quién se ha vacunado, estos preciosos medicamentos que salvan vidas no se desperdician por un exceso de vacunación en unos y falta de vacunación en otros”.

ESPAÑA
En España todos tienen las huellas dactilares registradas en nuestro DNI desde hace años, algo que para los ciudadanos de otros países representaría una intrusión inaceptable en su intimidad y sin embargo nos parece la cosa más normal del mundo.

Si a estas alturas alguien cree que estos sistemas de control no se extenderán a Europa y en una década al resto de países del mundo es que tiene un grave problema con su ingenuidad, solo hay que visitar otras ciudades del mundo. En todas ellas encontrarán computadoras, Internet, smartphones, tablets, Mcdonald’s, Coca-Cola, VISA y Mastercard, Starbucks, Zara, Ikea, Nike-.

MEXICO

El fiscal general de México y altos funcionarios de su personal han recibido implantes de VeriChip que les da acceso a áreas seguras en su cuartel general y los siguientes de la lista en ser chipeados, según se informa, serán los militares y la policía del país.  El distribuidor de VeriChip, Solusat, también ha anunciado un acuerdo con la Fundación Nacional para la Investigación de Niños Secuestrados y Perdidos de México, para promover la implantación del microchip en los niños del país.  Es incierto como estos chips implantados pueden ayudar a buscar niños perdidos, pues no disponen de tecnología de rastreo GPS.

Ahora la empresa VeriChip ha cambiado su nombre, tras un aluvión de publicidad negativa y se ha convertido en un promotor de lo que llaman “sistemas de detección biológica”, llamado PositiveID.

 

Otras compañías también están comercializando los implantes de microchips y sus investigadores están trabajando para integrarlos con tecnología GPS. Se pronostica que cuando lo consigan, los productos ganaran un gran mercado internacional.

QUENES LO DEFIENDEN 
Kevin Warwick, profesor de cibernética en la Universidad de Reading, describió el descubrimiento como el componente final necesario para que una computadora biológica pueda operar dentro de las células vivas y reprograme los sistemas vivos. El mismo lleva incorporado un dispositivo electrónico en su cuerpo que se conecta con el sistema nervioso y su esposa lleva implantado en el brazo otro dispositivo más simple.

El empresario de Internet y activista del software libre Jonathan Oxer, se implantó a sí mismo un microchip en el año 2004, después de obtener el mismo kit que usan los veterinarios con las mascotas. Se le describe como "un ciborg en construcción . Oxer lo utiliza para hacer funcionar las cerraduras de la casa y su ordenador y dice que después de una década llevándolo dentro de su cuerpo, el implante no le ha causado ningún efecto negativo. “Ahora es como cualquier otra parte de mí. Ni siquiera pienso en ello”, dice.

Los opositores a este tipo de tecnologías, sin embargo contraatacan. Lee Tien, de la Electronic Frontier Foundation, asegura:

“La tecnología de este tipo representa una intromisión potencial en la vida privada. Además, si un niño es objeto de control, ¿querrás que otros realicen el seguimiento de tu hijo? Es una espada de doble filo”  Pero sea como sea, parece que estas tecnologías acabarán siendo aceptadas por el común de la sociedad y no es difícil imaginar como se producirá este proceso.

Empezará con productos de consumo como las Google Glass.

Las generaciones más mayores quizás pueden rechazarlo, pero en un par de años veremos a decenas de millones de niños, adolescentes y adultos jóvenes vagando por las calles mientras navegan por la red y graban y suben a ella todo lo que les rodea y sucede de forma instantánea.

 

A continuación, como ya estamos viendo en los primeros usuarios, los chips RFID se implantaran voluntariamente bajo nuestra piel para todo, desde el acceso a los edificios de alta seguridad, hasta las compras en la tienda de comestibles de la esquina. Y finalmente, una vez que el concepto sea generalmente aceptado por la mayoría, se convertirá en el nuevo “número de la seguridad social”.  Para acceder a los servicios oficiales, usted tendrá que ser “verificado”.